sábado, 27 de abril de 2013

Reseña "La ciudad de la luna eterna" de Esther Sanz



Cuando el destino cierra una puerta, el corazón abre otra… Ahora que por fin han desaparecido las amenazas que ponían en peligro el secreto del bosque, Clara ha regresado a Colmenar y trata de acostumbrarse a la tranquilidad de la vida rural, mientras planea trasladarse a la aldea de los inmortales con Bosco. Hace cuatro meses que no se ven, y a Clara la espera se le está haciendo eterna… Pero cuando finalmente llega el momento que tanto ha anhelado, las cosas no suceden precisamente como ella había imaginado. Un descubrimiento inesperado abre un abismo que la separa irremediablemente de Bosco y pone fin a la relación de forma precipitada… Muy pronto, en un intento de poner tierra de por medio cuanto antes, Clara decidirá viajar a la ciudad del Renacimiento, Florencia, desde donde le han llegado noticias algo extrañas de Robin…



¡Hola a todos! Hoy os traemos la reseña de la última parte de una trilogía que nos ha sorprendido mucho y que la verdad que nos ha gustado bastante, sobre todo a Aramat, se trata de “La ciudad de la luna eterna” de Esther Sanz, una trilogía que empezó como una historia de amor normal de las que encontramos en muchos libros de Juvenil Romántica y que poco a poco se convirtió en una historia compleja y diferente que ha conseguido descolocarnos durante cada una de sus partes sin saber que podía encontrarme y que podía pasar al final.

Desde que leímos por primera vez a Esther Sanz, nos resultó muy agradable su escritura, que es a la vez correcta, fresca, elegante e incluso nos atreveriamos a decir que poética, algo que caracteriza su pluma, pues ahora mismo, ni si quiera recordamos a ningún otro autor o autora que se caracterizara tanto de esta manera, y la verdad que es algo que nos ha encantado y estamos seguras que estaremos atentas a todo lo que la autora publique para no dejarlo pasar.

Otra cosa que queremos destacar de esta autora, es la manera de enfocar la historia, los recursos que utiliza, a través de leyendas e historias, y como todo esto ocupa un lugar importante en la narración y en la historia del bosque, de la semilla y de Clara.

Lo más importante para nosotras en esta saga ha sido su evolución, y es que cada tomo de esta trilogía es diferente al otro, y encontramos en ellos situaciones muy diferentes entre cada uno de sus libros y es imposible predecir desde el primer volumen como acabara la historia, aunque si es verdad que quizás el que se sale más de lo que era la historia en si desde un principio es este último volumen, que para nosotras ha sido una autentica sorpresa desde las primera páginas y que aunque los protagonistas sean los mismos, Esther ha hecho que muchos otros también destaquen y jueguen un papel muy importante en la novela.

El final ha sido perfecto, como hemos dicho anteriormente impredecible, no tiene nada que ver con nada que hayamos leído antes, pero si es verdad que es algo que nos hubiera gustado ver en más de una historia, es un final sorprendente en el que no sabes que es lo que va a pasar, ni el porqué de ciertos personajes o de la intriga que mantenemos durante toda la novela. Esther Sanz ha sabido llevar muy bien esto, cerrando bien todas las historias sin dejar nada en el tintero y convirtiendo así este final de la que parecía una historia  de amor sobrenatural más en algo misterioso y logrado que hemos degustado de una manera muy satisfactoria.

Todo no podía ser bueno, y lo que no nos ha gustado tanto en esta historia, ha sido Clara, una protagonista que en otras partes nos ha parecido muy buena y se caracterizaba por ser diferente a otras protagonistas femeninas, en esta a nuestro parecer ha pecado de inocente y se dejaba llevar por todo sin pensárselo hasta la inconsciencia, y eso ha sido algo que nos ha sacado de nuestras casillas durante toda la novela y nos resultaba muy poco creíble en la situación en la que ella se encontraba.

Los demás personajes están bastante trabajados, y sus personalidades salen de las páginas del libro para ponerse a nuestro lado.

Si lo que queréis es leer algo diferente, romper con los tópicos y dejaros llevar por una historia que os mantendrá descolocados e intrigados en todo momento, además de una narración elegante y muy diferente que os hará saborear cada una de las palabras, sin duda tenéis que leer esta trilogía.





''La ciudad de luna eterna es una descarga de acción y misterio que te mantendrá en vilo en toda la novela. Contada de una manera elegante e incluso poética Esther Sanz pone broche final a esta trilogía que se ha convertido en la saga más original y diferente que hemos leído en mucho tiempo''